miércoles, 13 de septiembre de 2017

¿QUIÉN PUSO CAPÍTULOS A LA BIBLIA?-Segunda Parte

Dentro de las cientos de páginas que contiene la Biblia, es muy fácil encontrar exactamente una palabra o frase cualquiera en muy poco tiempo gracias al sistema de capítulos y versículos que tiene, y que se emplea para citarlas. Pero a medida que el estudio de la Biblia ganaba en precisión y minuciosidad, estas grandes secciones de cada libro, llamadas capítulos, se mostraron ineficaces. Era necesario todavía subdividirlos en partes más pequeñas con numeraciones propias, a fin de ubicar con mayor rapidez y exactitud las frases y palabras deseadas. Uno de los primeros intentos fue el del dominico italiano SANTOS PAGNINO, el cual en 1528 publicó en Lyon una Biblia toda entera subdividida en frases más cortas, que tenían un sentido más o menos completo: los actuales versículos. Sin embargo no le correspondería a él la gloria de ser el autor de nuestro actual sistema de clasificación de versículos, sino a ROBERTO STEFANO, un editor protestante. Éste aceptó, para los libros del Antiguo Testamento, la división hecha por SANTOS PAGNINO, y resolvió adoptarla con pequeños retoques.

Pero curiosamente el dominico no había puesto versículos a los 7 libros deuterocanónicos (es decir, a los libros de Tobías, Judit, 1 y 2 Macabeos, Sabiduría, Eclesiástico y Baruc), por lo cual STEFANO tuvo que completar esta labor. En cambio la división del Nuevo Testamento no fue de su agrado, y decidió sustituirla por otra, hecha por él mismo. Su hijo nos cuenta que se entregó a esta tarea durante un viaje a caballo de París a Lyon. STEFANO publicó primero el Nuevo Testamento en 1551, y luego la Biblia completa en 1555. Y fue él el organizador y divulgador del uso de versículos en toda la Biblia, sistema éste que con el tiempo se impondría en el mundo entero. Esta división, al igual que la anterior en capítulos, también fue hecha sobre un texto latino de la Biblia. Sólo en 1572 se publicó la primera Biblia hebrea con los versículos. Finalmente el PAPA CLEMENTE VIII hizo publicar una nueva versión de la Biblia en latín para uso oficial de la Iglesia, pues el texto anterior de tanto ser copiado a mano había sido deformado. La obra vio la luz el 9 de noviembre de 1592, y fue la primera edición de la Iglesia Católica que apareció con la ya definitiva división de capítulos y versículos.

De esta manera quedó constituida la fachada actual que exhiben todas nuestras Biblias. Pero lejos de ser afortunadas, estas divisiones muestran muchas deficiencias, que revelan la manera arbitraria en que han sido colocadas, y que los estudiosos actuales pueden detectar pero que quienes las hicieron entonces no estaban en condiciones de saberlo. Por ejemplo, ESTEBAN LANGTON en el libro de LA SABIDURÍA interrumpe un discurso sobre los pecadores para colocar el capítulo 2, cuando lo más natural hubiera sido colocarlo un versículo más arriba, donde naturalmente comienza. Otro ejemplo más grave es el capítulo 6 del LIBRO DE DANIEL, que comienza en el medio de una frase inconclusa, cuando debería haberlo puesto pocas palabras más adelante. También los versículos exhiben esta inexactitud. Uno de los casos más curiosos es el de Génesis 2, en el que el versículo 4 abarca dos frases. Pero la primera pertenece a un relato del siglo VI y la segunda a otro... ¡cuatrocientos años antes! Y ambos forman parte de un mismo versículo. También en Isaías 22 tenemos que la primera parte del versículo 8 pertenece a un oráculo del profeta, mientras que la segunda, de otro estilo y tenor, fue escrita doscientos años más tarde.

La disposición en capítulos y versículos de la Biblia ha sido el comienzo de un cada vez más profundo estudio de este libro. Hoy de la Biblia conocemos hasta sus más pequeños detalles. Sabemos que sus capítulos son 1.328. Que posee 40.030 versículos. Que las palabras en el texto original suman 773.692. Que tiene 3.566.480 letras. Que la palabra YAHVÉ, el nombre sagrado de Dios, aparece 6.855 veces. Que el SALMO 117 se encuentra justo en la mitad de la Biblia. Que si uno toma la primera letra "T" hebrea en la primera línea del GÉNESIS, y luego anota las siguientes letras número 49 (49 es el cuadrado de 7) aparece la palabra hebrea "TORÁ" (= Ley) perfectamente escrita. El libro ha sido puesto en la computadora, minuciosamente analizado, cuidadosamente enumerado en todos los sentidos, al derecho y al revés, y descubierto las combinaciones y las cábalas más curiosas imaginables. Se ha encontrado la frecuencia constante de determinadas palabras a lo largo de los distintos libros, hecho misterioso ya que quienes los escribían no sabían que iban a terminar formando parte de un volumen más grueso. Ha sido sometida a cuantos estudios puedan hacerse. Ahora sólo falta que nos decidamos a vivir lo que enseña, y a creer lo que nos promete.

Ariel Álvarez Valdés
Biblista

NUEVOS BEATOS DE COLOMBIA

En el marco de su visita a Colombia, el Papa Francisco presidió la ceremonia de beatificación de Mons. Jesús Emilio Jaramillo y del P. Pedro María Ramírez Ramos, conocido como el Cura de Armero. La Misa se realizó en la ciudad de Villavicencio, a la que asistieron alrededor de medio millón de personas. Las virtudes heroicas de ambos mártires fueron reconocidas por el Santo Padre el 7 de julio a través de un decreto. Para conocer la importancia de esta beatificación para los colombianos, detallaremos los hechos que marcaron la vida de Mons. Jaramillo y el Cura de Armero.

MONS. JESÚS EMILIO JARAMILLO

Nació el 14 de febrero de 1916 en Santo Domingo, departamento de Antioquia. En sus primeros años como sacerdote, una de sus tareas pastorales era la capellanía de la Cárcel de Mujeres de Bogotá. También se destacó por sus sermones en Semana Santa y por su don de consejo por lo que fue director espiritual de religiosas y seminaristas. En 1945 es nombrado profesor en el Seminario Mayor de los Misioneros de Yarumal donde enseñó las cátedras de Dogma, Sagrada Escritura, griego y hebreo. Un año después fue designado formador de los novicios y llegó a ocupar el cargo de superior general.

Se caracterizó por inculcar en los seminaristas el ideal de santidad, la oración constante ante el Sagrario y las virtudes sacerdotales. Los que lo recuerdan dicen que tenía “una risa abierta y cordial, una conversación llena de agudos chispazos, un acercarse siempre y no eludir situaciones difíciles, un consejo comprensivo y acertado, un amor de padre por sus hijos futuros misioneros”. El 11 de noviembre de 1970 el Beato Pablo VI lo nombró Vicario Apostólico de Arauca y Obispo titular de Strumnitza. Su ordenación episcopal fue el 10 de enero de 1971. Después fue nombrado Obispo de Arauca en 1984 y ocupó este cargo hasta su muerte.

Se desempeñó como pastor en Arauca, primero como Vicario Apostólico y luego como Obispo, el mártir lideró programas educativos, de catequesis y de salud que beneficiaron a los campesinos y a los indios tunebos. En ese entonces, como los habitantes de la localidad sufrían por los azotes de la fiebre amarilla, la malaria y el paludismo, el Prelado ayudó a fundar el hospital Ricardo Pampuri. Por otro lado, su ministerio episcopal también estuvo marcado por los enfrentamientos entre el grupo guerrillero Ejército de Liberación Nacional (ELN) y el gobierno. En medio de esta situación, Mons. Jaramillo denunció la violencia de los guerrilleros contra los pobladores y la Iglesia.

En uno de sus escritos, el mártir expresó que la Iglesia “tiene que ser imparcial como una madre cuyos hijos están peleando entre sí. Ella no puede ser testigo de un hijo contra el otro. Esta imparcialidad de la Iglesia no significa cobardía. Al contrario, es una posición heroica, es un sacrificio cruento en favor del hombre”.
El Ejército de Liberación Nacional se sintió amenazado por la presencia del Obispo y el 2 de octubre de 1989 lo secuestraron y lo asesinaron a balazos. Tenía 73 años. La vida y obra de Mons. Jesús Emilio Jaramillo hicieron que San Juan Pablo II lo proponga como uno de los “testigos de la fe” en el siglo XX.

P. PEDRO MARÍA RAMÍREZ RAMOS: EL CURA DE ARMERO

Nació en la provincia de Huila el 23 de octubre de 1899. Cuando tenía 16 años ingresó al seminario de María Inmaculada, ubicado en la localidad de Garzón. Sin embargo, se retiró en 1920 porque quiso discernir nuevamente su vocación. Ocho años después entró al seminario en la localidad de Ibagué y fue ordenado sacerdote el 21 de junio de 1931. Celebró su primera Misa en la parroquia de San Sebastián, ubicada en la localidad de La Plata, donde se bautizó y recibió su Primera Comunión. En su primer año como sacerdote, el Obispo de Ibagué, Mons. Pedro Martínez, lo nombró párroco de una iglesia en Chaparral y, tras pasar por varias parroquias, en 1946 fue designado párroco de un templo en Armero, donde permaneció hasta su muerte. El 9 de abril de 1948 estalló en Colombia una revolución por el asesinato de Jorge Eliecer Gaitán, que era candidato a la presidencia. La localidad de Armero no se salvó de los enfrentamientos provocados por los simpatizantes de Gaitán. Ese día, el P. Ramírez estaba regresando a su casa después de visitar a los enfermos cuando escuchó el desorden que se estaba generando en el pueblo.

Corrió a refugiarse en la iglesia y durante la noche puso a los objetos sagrados y a un grupo de religiosas a salvo. Luego permaneció en oración. En la tarde del 10 de abril un grupo de personas irrumpió en el templo, perpetró profanaciones y exigió al P. Ramírez que les entregara unas armas que supuestamente estaban escondidas en el lugar. Sus asesinos no encontraron ningún arma y le pidieron al sacerdote que abandonara la ciudad. Este se negó y entonces fue llevado hasta el centro de la plaza donde lo mataron a machetazos. Antes de morir, el P. Ramírez dijo: “Padre, perdónalos. Todo por Cristo”.

BATALLA DE LITTLE BIG HORN

El 25 de junio de 1876, un regimiento del 7º de Caballería del Ejército de Estados Unidos, liderado por el TENIENTE CORONEL GEORGE ARMSTRONG CUSTER, cayó sobre un campamento indio al lado del RÍO LITTLE BIGHORN. Media hora después, 268 soldados y 19 guerreros habían muerto, incluido el comandante. La tragedia, se le ha achacado a un error de cálculo, y hay cierta verdad en ello. Pero hay más. Sin duda el carácter arrojadizo y arrogante del rubio héroe de la Guerra Civil tuvo mucho que ver. En su lugar, es muy posible que otros altos mandos hubiesen sido más cautos en la ribera del RÍO LITTLE BIGHORN. Hubiese, al menos, esperado los refuerzos, que no estaban lejos.

Pero aquel caluroso día en las estepas de Montana no mandaba cualquiera, ni mucho menos. Era CUSTER, adicto al status de celebrity, novio de la autopromoción y cazador dispuesto a lograr la gloria sin importar lo alto que fuera su precio. Lo consiguió, pero pagó su capricho con su vida. Tristemente, se llevó consigo a cientos más. Vanidoso, rebelde y arriesgado, quien llegara a General de Brigada a los 23 años y se distinguiese durante la Guerra Civil estadounidense, GEORGE ARMSTRONG CUSTER vivía y moría por la batalla. Para él, y aparte de su esposa LIZI, no había nada fuera de la lucha. Era darlo todo por la gloria, como Aquiles, como Alejandro.

En 1876, llevaba ya 10 años participando en las Guerras Indias, aunque ya hemos visto que, en realidad, apenas y tuvo contacto con los nativos. Eso sí, su participación en las campañas del GENERAL HANCOCK y en la BATALLA DE WASHITA RIVER le habían marcado. Su agresividad, y en especial, su crucial papel en el anuncio del hallazgo de oro en las montañas BLACK HILL, territorio sagrado de los indios, le había ganado una enorme enemistad con los nativos americanos.  Desde principios de las colonias, los europeos habían empujado a los indios hacia el oeste. Ya fuese por medio de tratados incumplidos, o por la fuerza bruta, muchas tribus ya habían aceptado entrar en reservas indias, mientras que otras preferían emigrar hacia las tierras aún vacías de colonos.

Pero los sucesivos gobiernos, seguidores de la Doctrina Monroe y la Teoría del Destino Manifiesto, creían que la expansión y conquista de todas las tierras hasta el Pacífico era más que un derecho, una obligación histórica. Cada vez más colonos emigraban al oeste, y cada vez más territorio perdían los indios. Y cada vez les quedaba menos. En 1876 ya eran pocas las tribus que se resistían a entrar en las reservas, pero aquellas que quedaban eran las más rebeldes, las más radicales. Nadie tomó eso en cuenta en el ejército, menos aun cuando creían que los indios eran poco más que salvajes. Durante las Guerras Indias, TORO SENTADO, líder de los HUNKPAPA LAKOTA, y de todos aquellos que no aceptaban las ofertas de los blancos, había revivido un antiguo ritual indio conocido como la DANZA DEL SOL.

El Ejército de los Estados Unidos estaba planeando su campaña de verano para empujar a más indios a las reservas. La estrategia consistía en un ataque con tres brazos, en manos de sendas columnas. La primera, a cargo del CORONEL JOHN GIBBON, la segunda bajo el mando del GENERAL GEORGE CROOK, y la tercera del GENERAL ALFRED TERRY, compuesta de 12 compañías del 7º de Caballería, con CUSTER al frente. En la madrugada del 25 de junio, los exploradores de los americanos informaron haber visto una gran manada de ponis, y señales de un campamento indio a unos 25 kilómetros. CUSTER los acompañó, pero no pudo ver nada. Estando ahí, no obstante, recibió la noticia de que un grupo de indios había encontrado el rastro del 7º.

En la experiencia de CUSTER, las tribus no solían presentar batalla, sabedoras de su inferioridad tecnológica, y a menudo numérica. Esto era aún más obvio cuando el ejército atacaba un campamento, con la presencia de niños, mujeres y ancianos. Para los guerreros, era más importante poner a salvo a sus familias que luchar. Precisamente la intención de CUSTER en LITTLE BIGHORN era entrar en la aldea, y capturar al mayor número de no combatientes posibles, esto es, mujeres, niños y ancianos, para utilizarlos, ya fuese como rehenes, o como escudos humanos. El mayor miedo que tenía el comandante del 7º era que los indios se enteraran de su presencia y pusieran pies en polvorosa.

El 7º de Caballería era uno de los regimientos más conocidos del Ejército de los Estados Unidos, y en buena parte gracias a CUSTER. La mayoría de sus soldados y oficiales eran inmigrantes, alemanes, ingleses e irlandeses. Ahora bien, casi un 20% de los soldados rasos se habían enlistado en el último medio año. Estos hombres aún no habían completado su adiestramiento, y para muchos LITTLE BIGHORN sería su primera batalla. Peor aún, y a pesar de que contaban con buen equipo, muchos de los reclutas más recientes estaban malnutridos, no tanto por su estancia en el ejército, sino por su vida previa en Europa. Investigaciones arqueológicas recientes han descubiertos grandes carencias de importantes minerales y vitaminas en los restos de los soldados. Muchos de ellos tenían los dientes podridos.

El 7º sufría de otras carencias, como el hecho de que el ratio de oficiales a rasos era más alto del indicado. En resumen, no era un cuerpo de élite, ni mucho menos. Del otro lado estaban los indios. La mayoría armada con fusiles, expertos jinetes, y sobretodo, muy motivados. Para las tribus “hostiles”, como el gobierno llamaba a aquellas que no habían entrado en las reservas, era una lucha de vida o muerte. Por si fuera poco, los nativos americanos tenían a sus familias de por medio. No hay mejor motivación para luchar y ganar que defender a la familia, cuando esta está presente. La mañana del 25 de junio, y ante la creencia de que los indios pudiesen escapar, CUSTER decidió atacar. Dividió a sus tropas en tres columnas, la primera, con tres compañías, unos 150 hombres, bajo el mando del MAYOR MARCUS RENO; la segunda, también con tres compañías, y lideradas por FREDERICK BENTEEN. CUSTER se quedó con cinco compañías, y la 12ª se quedó a cuidar los pertrechos en la retaguardia.

Poco antes de las 15:00, CUSTER dio la orden, y RENO cruzó el río unos cientos de metros al sur del campamento. Poco después sus hombres viraron hacia el noroeste, y cargaron en campo abierto hacia la aldea. Mientras tanto, CUSTER avanzó hacia el norte siguiendo el río. Poco a poco el número de indios en la línea de fuego creció. Conforme RENO se acercaba, se dio cuenta de que los defensores eran muchos más de los que esperaban, y a unos 150 metros decidió frenar el ataque, dar la orden de desmonte, y formar una línea de “escaramuza”, en la que cuatro de cada cinco soldados hincaría la rodilla y dispararía, mientras el quinto se quedaba con los caballos. La línea de RENO funcionó por unos minutos, pero poco a poco el enemigo fue avanzando sus propias líneas, con un número cada vez mayor de atacantes. Finalmente, dio la orden de retirada (mejor dicho, la orden la dio uno de sus oficiales, pues RENO estaba paralizado, y levemente herido) hacia un meandro en el río bien protegido por árboles. En esta posición aguantó hasta que BENTEEN llegó con su propia columna para reforzarlo.

Respecto a todo lo que sucedió en el ataque de CUSTER, no estamos muy seguros. La razón, ninguno de sus hombres sobrevivió para contarlo. La reconstrucción de lo que sucedió se ha hecho basándose en los testimonios de los indios, y en investigaciones arqueológicas hechas sobre los cadáveres, equipo y munición encontrada. Según la versión más aceptada, cabalgó hacia el norte en paralelo al río, y al campamento. Aparentemente, creyendo que la aldea era mucho más pequeña, intentó cruzar el río unos 800 metros al noroeste de donde había cruzado RENO. Pero como el campamento era mucho más grande, ese punto en realidad era el centro. Además, CUSTER creía que RENO ya habría entrado por el sur, y desconocía que ese ataque había sido rechazado. Según la versión más aceptada, intentó vadear el río en el punto llamado MEDICINE TAIL COULEE, pero pronto se encontró con una fuerte oposición, y tuvo que retroceder con algunas bajas. De acuerdo con una investigación más reciente, CUSTER habría enviado una de sus columnas más al norte, sólo para distraer, pero esta columna también fue rechazada.

Según los testigos, todo sucedió muy rápido. Cuando CUSTER y sus hombres bajaron al río, se encontraron con una muy fuerte oposición, y se retiraron. Los indios les persiguieron, por ese mismo punto, liderados por CABALLO LOCO, y desde el norte, aquellos que habían rechazado el ataque de la segunda columna. Nadie en el 7º de Caballería se esperaba tal contraataque, y la confusión reinó por unos segundos. Poco a poco, no obstante, los montados se fueron reuniendo en una pequeña colina y se reorganizaron, montando una línea defensiva con lo que pudieron. Pero todo fue inútil. CABALLO LOCO, VACA TORO BLANCO y cientos de guerreros más fueron demasiado para los soldados americanos, y en poco más de media hora todos estarían muertos. CUSTER recibió un disparo en el costado izquierdo y en la sien izquierda. Ambas heridas serían mortales por sí solas, pero como la segunda no sangró, se cree que ocurrió cuando el comandante ya había muerto. Junto con él, murieron dos de sus hermanos, su cuñado y un sobrino, además de casi 250 soldados más. El hecho de que algunos cuerpos se hayan encontrado a unas decenas de metros, en un barranco, hace pensar a los investigadores que al menos 25 hombres intentaron escapar el cerco indio.

Aniquilada la fuerza de CUSTER, los guerreros indios se reagruparon y volvieron a atacar a RENO Y BENTEEN. La lucha duró hasta la caída del Sol, y los soldados mantuvieron el perímetro. Al día siguiente algunos indios volvieron, pero para entonces la tropa había retrocedido un cuarto de kilómetro y levantado mejores defensas. La BATALLA DE LITTLE BIGHORN se saldó con una aplastante victoria para las tribus indias. El 7º de Caballería perdió a 268 hombres, contra 19 de los nativos, que incluían algunas mujeres. Para muchos, el rubio militar sigue siendo un héroe, para otros un villano, como suele suceder. De lo que no cabe duda es que CUSTER consiguió su objetivo, la muerte en el campo de batalla, y la gloria de entrar en los libros de historia.

15 COSAS SOBRE EL 11S

Un 11 de Septiembre de 2001, el mundo quedó conmocionado por el mayor ataque terrorista de la historia hasta el momento: dos aviones impactaron contra las conocidas TORRES GEMELAS de Nueva York, acabando con la vida de miles de personas. El ahora conocido como 11S cambió la forma de pensar y de luchar contra el terrorismo en todo el mundo. Hoy, recordando este trágico hecho, te traemos las mayores curiosidades y datos sobre este hecho histórico.

1- Objetivo inicial
Al-Qaeda planeaba inicialmente atacar unas instalaciones nucleares en lugar del WORLD TRADE CENTER y el PENTÁGONO. Sin embargo, se dieron cuenta de que podía escapárseles de control si lo hacían y cambiaron su objetivo.

2- Reunión aplazada
La compañía propietaria del WORLD TRADE CENTER había organizado una reunión para el 11 de Septiembre sobre qué hacer en caso de atentado o ataque terrorista en la planta 88 de la Torre 1. La noche anterior se cambió de fecha porque uno de los asistentes no podía asistir.

3- Salvando vidas
Un perro guía ayudó a su dueño y a otras 30 personas a bajar los 1.463 escalones que les separaban de la salida en una de las torres a pesar de la confusión, el humo y el ruido a su alrededor. Una vez a salvo, el perro ayudó a una mujer atrapada por los escombros.

4- Perros trabajadores
Durante la búsqueda de supervivientes, los perros encontraron tan pocas personas vivas que se estresaban pensando que habían fallado en su trabajo. Los policías y bomberos encargados de las búsquedas se escondían en ocasiones bajo los escombros para que los encontraran, dándoles así consuelo y manteniendo su espíritu para seguir con el trabajo.

5- Vistas únicas del atentado
El único americano que no estaba en la tierra en el momento de los atentados era el ASTRONAUTA FRANK K. CULBERSTON, quien grabó todos los incidentes desde el espacio. Más tarde, descubrió que el piloto del avión que se estrelló contra el PENTÁGONO era su compañero de clase en la Marina.

6- Monumento 11S
Los nombres que se encuentran en el actual monumento del 11S están ordenados por relación entre unos y otros, en lugar de alfabéticamente. Una forma de mantener los lazos y conexiones entre personas que se veían todos los días.

7- Farsantes
TANIA HEAD fingió sobrevivir al ataque en la Torre Sur el 11 de septiembre. Durante mucho tiempo fue la presidenta de la organización de supervivientes de dicho atentado. Unos investigadores consiguieron averiguar que todo era mentira, ni siquiera se encontraba en el país cuando ocurrieron los ataques.

8- Fallos de organización
Cuando el primer avión impactó contra la Torre Norte, muchos de los ocupantes de la Torre Sur quisieron marcharse del trabajo, pero se les dijo por megafonía que debían de quedarse y continuar con lo que estaban haciendo. Algunos intentaron salir de allí, pero los agentes de seguridad les impidieron abandonar el edificio. Murieron 1.120 personas por este motivo.

9- Fuegos eternos
Los bomberos necesitaron casi 100 días para poder apagar por completo los fuegos que se habían generado como consecuencia del ataque a las torres gemelas.

10- Cierre del tráfico aéreo
El único avión que tuvo permitido volar tras los ataques del 11S lo hizo desde San Diego a Miami. Le dejaron volar porque transportaba el antídoto para un veneno de serpiente realmente letal que necesitaba un hombre que había sido atacado ese mismo día. El avión iba escoltado por dos naves del ejército.

11- Primer día difícil
BEN SLINEY, jefe de operaciones de control de tráfico aéreo en el centro de mandos, dio la orden de aterrizar a más de 4.000 aviones en todo el país. Redirigió cada uno de ellos al aeropuerto más cercano sin incidentes. Era su primer día de trabajo.

12- Consecuencias fatales
Tras este atentado se diagnosticaron 1.100 personas con cáncer como consecuencia de la exposición a “toxinas en la zona cero” del atentado.

13- Último día de servicio
El oficial JOHN PERRY estaba rellenando los papeles para retirarse del cuerpo cuando recibió la llamada en la comisaría del impacto del primer avión contra una de las torres. Dejó todo lo que estaba haciendo y fue hasta el lugar del accidente para ayudar con las operaciones de rescate. Falleció cuando una de las torres colapsó, convirtiéndose en el único agente fuera de servicio que falleció durante este trágico día.

14- Víctima 0001
La funda marcada con la inscripción “Víctima 0001” contenía el cadáver del PADRE MYCHAL JUDGE, un capellán católico del Departamento de Bomberos de Nueva York. Cuando se enteró del desastre en el WORLD TRADE CENTER, el PADRE JUDGE se puso su cuello de sacerdote y el traje de bombero y corrió hacia el centro de la ciudad. Vio a la gente saltar de los edificios y encontrar la muerte, para evitar así el infierno que acontecía a más de 300 metros de altura. A las 9:59 de la mañana la Torre Sur se derrumbó, y es probable que la fuerza de la caída de esa masa de acero, hormigón, vidrio y humanidad y los escombros que llegaron al suelo haya sido lo que provocó la muerte del PADRE MYCHAL. La suya fue la primera muerte registrada a causa de los atentados esa mañana.

15- Consuelo
Según las investigaciones que se realizaron tras el atentado, el consumo de alcohol en Manhattan aumentó en un 25% respecto a la semana anterior, así como el consumo de tabaco y marihuana. Por otro lado, la asistencia a iglesias y sinagogas descendió.

MARCO POLO

Explorador y mercader veneciano. Su padre, NICOLÁS POLO, y su tío MATEO POLO, miembros de una ilustre familia de mercaderes de la próspera República Veneciana, ambicionaban comerciar con el pueblo tártaro de Oriente; ambos hermanos emprendieron conjuntamente una expedición hacia Oriente en el año 1255. Cuando hubo noticias de la llegada de los mercaderes al territorio, el emperador mongol KUBLAI KAN los mandó llamar, dado que la presencia de unos latinos constituía un hecho extraordinario. Durante catorce años NICOLÁS y MATEO POLO permanecieron entre los mongoles.

De regreso, LOS POLO actuaron como embajadores del emperador y visitaron al Papa en su nombre, para transmitirle el deseo de KUBLAI KAN de que éste enviara sabios y sacerdotes a visitar su Imperio. En el año 1271, y con la bendición del papa GREGORIO X, LA FAMILIA POLO (incluido MARCO, que a la sazón contaba diecisiete años) comenzó su segundo viaje por tierras orientales. Atravesaron Israel, Armenia, llegaron a las regiones de la actual Georgia y luego al golfo Pérsico. Desde allí remontaron hacia el norte, cruzaron Persia y después se adentraron en las montañas de Asia Central, siguiendo el itinerario de la ruta de la seda. La travesía del Pamir los condujo a los dominios del GRAN KAN KUBLAI.

Tras superar los desiertos que rodean Lob Nor, LOS POLO llegaron a KANCHEU, la primera ciudad realmente china, donde establecieron contacto con una civilización que practicaba una religión casi desconocida para Occidente, el budismo; permanecieron en el lugar un año, durante el cual se dedicaron al comercio. Reemprendieron entonces el viaje, acompañados de una escolta enviada por KUBLAI KAN para conducirles al nordeste de Pekín, donde el emperador tenía su residencia de verano. Pronto el soberano tomó a MARCO POLO bajo su protección personal, le demostró una confianza absoluta, y le comenzó a asignar todo tipo de misiones: así, por ejemplo, ingresó en el cuerpo diplomático de la corte y se convirtió en gobernador, por tres años, de la ciudad de Yangzhou. Su padre y su tío se dedicaron a los negocios, al tiempo que actuaban como consejeros militares de KUBLAI KAN.

Se desconocen los detalles de este período de la vida de MARCO POLO; sin embargo, mientras permaneció al servicio de KUBLAI KAN, tuvo oportunidad de viajar por todo el territorio de la dinastía mongol, que por entonces se hallaba en pleno apogeo, y adquirir conocimientos sobre la cultura y las costumbres de China. Destacaban el esplendor de la capital, su organización administrativa y la de todo el país, el sistema de correos, la construcción de obras públicas, el trabajo artesanal de la seda y el uso de papel moneda. Cuando LA FAMILIA POLO manifestó el deseo de partir, KUBLAI KAN no se opuso, aunque les confió todavía una última misión: escoltar hasta Persia, en un trayecto por vía marítima, a una princesa china que iba a casarse con un kan persa. En el año 1295 LOS POLO llegaron a Italia, donde fueron recibidos con tantas muestras de interés como de incredulidad, por lo que se vieron obligados a exponer sus riquezas para que la gente creyera sus historias.

Más adelante, en el transcurso de una batalla naval entre las flotas de Génova y Venecia, MARCO POLO, capitán de una galera veneciana, fue capturado por los genoveses. Durante los tres años que permaneció prisionero dictó el relato de su viaje a un compañero, escritor de profesión. El material se recopiló bajo el título de El descubrimiento del mundo, también conocido como El millón o Libro de las maravillas del mundo. Estas narraciones constituyen el primer testimonio fidedigno del modo de vida de la civilización china, de sus mitos y sus riquezas, así como de las costumbres de sus países vecinos: Siam (Tailandia), Japón, Java, Cochinchina (que corresponde a una parte de Vietnam), Ceilán (hoy Sri Lanka), Tíbet, India y Birmania.

NUESTRA SEÑORA DE COROMOTO

Cuenta la tradición que al llegar los españoles a la región de Guanare (Venezuela) por el 1591, un grupo de indígenas de la TRIBU DE LOS COSPES abandonó su tierra y huyó hacia el río Tucupido para no tener contacto con los “blancos” y su religión. Así permanecieron las cosas por muchos años hasta que alrededor de 1651 el CACIQUE COROMOTO, junto con su esposa, contempló asombrado en la quebrada del río y sobre las corrientes de las aguas a una hermosísima Señora que los miraba con expresión amable en el rostro.

La misteriosa mujer, que llevaba también un niño sonriente en brazos, le dijo al cacique: “sal del bosque junto con los tuyos y ve donde los blancos para que reciban el agua sobre la cabeza y puedan entrar en el cielo”. El cacique, impresionado por lo que ha visto y oído, obedeció y marchó con su tribu para ser instruido en la fe cristiana. Sin embargo, el nativo no se acostumbró al nuevo régimen de vida alejado de los bosques y retornó a su aldea con su familia. El 8 de septiembre de 1652 la Señora hizo otra memorable manifestación, pero esta vez en la choza del indígena. Sin embargo, ni con su aura y rayos luminosos logró convencer al enojado cacique. Este a su vez trató de echarla y llegó a tomar sus armas con la intención de amenazar a la amable Señora.

La radiante mujer, siempre sonriente, avanzó suavemente hacia el cacique y cuando él extendió su mano con ira para atraparla, ella desapareció, quedándose en el puño cerrado del CACIQUE COROMOTO una pequeña estampa en la que está grabada la imagen de la Señora. Después de ocurrida la manifestación, el cacique partió al bosque, donde algunos cuentan que le mordió una serpiente venenosa. Luego volvió a Guanare y finalmente pidió ser bautizado.

La reliquia de la Virgen de Coromoto mide 27 milímetros de alto por 22 de ancho y es de un material tipo pergamino o “papel de seda”. La Madre de Dios aparece pintada de medio cuerpo y está sentada sosteniendo al Niño Jesús en su regazo. La Madre y el Hijo miran de frente con sus cabezas coronadas. Dos columnas unidas entre sí por un arco forman el respaldo del trono que los sostiene. Su apariencia es como la de haber sido dibujada muy finamente como un retrato en tinta china a base de rayas y puntos. La Virgen cubre sus hombros con un manto y un velo cae simétricamente sobre sus cabellos, cubriéndolos devotamente.

El 7 de octubre de 1944 el Papa Pío XII la declaró “Patrona de la República de Venezuela” y su coronación canónica se realizó el 11 de septiembre de 1952 por los tres siglos de la aparición. Los venezolanos celebran a Nuestra Señora de Coromoto el 2 de febrero (Fiesta de la Presentación del Señor), el 8 (Natividad de la Virgen María) y 11 de septiembre. El Santuario Nacional de la Virgen de Coromoto fue declarado basílica por Papa Pío XII el 24 de mayo de 1949.

miércoles, 6 de septiembre de 2017

¿QUIÉN PUSO CAPÍTULOS A LA BIBLIA?-Primera Parte

Dentro de las cientos de páginas que contiene la Biblia, es muy fácil encontrar exactamente una palabra o frase cualquiera en muy poco tiempo gracias al sistema de capítulos y versículos que tiene, y que se emplea para citarlas. Pero cuando los autores sagrados compusieron individualmente los libros que luego formarían parte de la Biblia, no los dividieron así. En efecto, nunca imaginaron, mientras escribía cada uno su obra, que ésta terminaría siendo leída por millones y millones de personas, explicada a lo largo de los siglos, comentadas cada una de sus frases, analizado su estilo literario. Ellos simplemente dejaron correr la pluma sobre el papel bajo la inspiración del Espíritu Santo, y compusieron un texto largo y continuo desde la primera página hasta la última.

Fueron los judíos quienes, al reunirse los sábados en las sinagogas comenzaron a dividir en secciones la Ley (es decir, los cinco primeros libros bíblicos, o Pentateuco), y también los libros de los Profetas, a fin de poder organizar la lectura continuada. Nació así la primera división de la Biblia, en este caso del Antiguo Testamento, que sería de tipo "litúrgica" puesto que era empleada en las celebraciones cultuales. Como los judíos procuraban leer toda la Ley en el transcurso de un año, la dividieron en 54 secciones (tantas, cuantas semanas tiene el año) llamadas "perashiyyot" (= divisiones). Estas separaciones estaban señaladas en el margen de los manuscritos, con la letra "p". Los Profetas no fueron divididos enteros en "perashiyyot", como la Ley, sino que se seleccionaron de ellos 54 trozos, llamados "haftarot" (= despedidas), porque con su lectura se cerraba en las funciones litúrgicas la lectura de la Biblia.

El evangelio de Lucas (4, 16-19) cuenta que en cierta oportunidad Jesús fue de visita a su pueblo natal, Nazaret, en donde se había criado, y cuando llegó el sábado concurrió puntualmente a la sinagoga a participar del oficio como todo buen judío. Y estando allí lo invitaron a hacer la lectura de los Profetas. Entonces él pasó al frente, tomó el rollo y leyó la "haftarah" que tocaba aquel día, es decir, la sección de los Profetas correspondiente a ese sábado. Lucas nos informa que pertenecía al profeta Isaías, y que era el párrafo que actualmente ha quedado formando parte del capítulo 61 según nuestro moderno sistema de división. Los primeros cristianos tomaron de los judíos esta costumbre de reunirse semanalmente para leer los libros sagrados. Pero ellos agregaron a la Ley y los Profetas también los libros correspondientes al Nuevo Testamento. Es por eso que resolvieron dividir también estos rollos en secciones o capítulos para que pudieran ser cómodamente leídos en la celebración de la eucaristía.

Nos han llegado hasta nosotros algunos manuscritos antiguos, del siglo V, en donde aparecen estas primeras tentativas de divisiones bíblicas. Y por ellos sabemos, por ejemplo, que en aquella antigua clasificación Mateo tenía 68 capítulos, Mc 48, Lc 83 y Jn 18. Con este fraccionamiento de los textos de la Biblia se había logrado no sólo una mejor organización en la liturgia, y una celebración de la palabra más sistemática, sino que también servía para un estudio mejor de la Sagrada Escritura, ya que facilitaba enormemente el encontrar ciertas secciones, perícopas o frases que normalmente hubieran llevado mucho tiempo hallarlas en el intrincado volumen. Pero con el correr de los siglos se acrecentó el interés por la palabra de Dios, por leerla, estudiarla, y conocerla con mayor precisión. Ya no bastaban estas divisiones litúrgicas, sino que hacía falta otra más precisa, basada en criterios más académicos, donde se pudiera seguir un esquema o descubrir alguna estructura en cada libro. Además se imponía una división de todos los libros de la Biblia, y no sólo los que eran leídos en las reuniones cultuales.

El mérito de haber emprendido esta división de toda la Biblia en capítulos tal cual la tenemos actualmente correspondió a ESTEBAN LANGTON, futuro arzobispo de Canterbury (Inglaterra). En 1220, antes de que fuera consagrado como tal, mientras se desempeñaba como profesor de la Sorbona, en París, decidió crear una división en capítulos, más o menos iguales. Su éxito fue tan resonante que la adoptaron todos los doctores de la Universidad de París, con lo que quedó consagrado su valor ante la Iglesia. LANGTON había hecho su división sobre un nuevo texto latino de la Biblia, es decir, de la VULGATA, que acababa de ser corregido y purificado de viejos errores de transcripción. Esta división fue luego copiada sobre el texto hebreo, y más tarde transcripta en la versión griega llamada de los Setenta. Cuando en 1228 murió ESTEBAN LANGTON, los libreros de París ya habían divulgado su creación en una nueva versión latina que acababan de editar, llamada "BIBLIA PARISIENSE", la primera Biblia con capítulos de la historia. Fue tan grande la aceptación que tuvo la minuciosa obra del futuro arzobispo, que la admitieron inclusive los mismos judíos para su Biblia hebrea. En 1525 JACOB BEN JAYIM publicó una BIBLIA RABÍNICA en Venecia, que contenía los capítulos de LANGTON. Desde entonces el texto hebreo ha heredado esta misma clasificación. Hasta el día de hoy se conserva en la Biblioteca Nacional de París, con el número 14417, la Biblia latina que empleara el arzobispo de Canterbury para su singular trabajo y que, sin saberlo él, estaba destinado a extenderse por el mundo.

Ariel Alvarez Valdes
Biblista

MADRE TERESA DE CALCUTA

AGNES GONXHA BOJAXHIU nació el 26 de agosto de 1910 en la ciudad de USKUB, en Imperio otomano (actualmente SKOPJE, capital de República de Macedonia) que en aquel entonces era una pequeña ciudad de veinte mil habitantes bajo el dominio turco, pero que había pertenecido durante mucho tiempo a Albania. Sin embargo, ella consideraba como su día de cumpleaños el 27 de agosto, por ser el día en que fue bautizada, y como fecha de nacimiento 1946, cuando se inició asiduamente en la religión. En 1912, cuando tenía sólo dos años, SKOPJE se liberó del dominio turco y logró la independencia como capital de la república albanesa de Macedonia, pero pocos años después cayó bajo el poder sucesivo de Serbia, Grecia y Bulgaria, en las sangrientas guerras balcánicas. Los cristianos eran el 60% de la población, subdivididos en ortodoxos y católicos, mientras que los musulmanes representaban el 35%, pero poseían la mayor cantidad de templos.

"Desde que era muy joven sentía esa vocecilla interna que me decía tienes que hacer algo, no puedes quedarte con los brazos cruzados, si tú no lo haces, nadie lo hará, y esa voz me ha acompañado el resto de mi vida y es la que me ha llevado a estar trabajando hasta el final de mis días. Pero, no, nunca pensé en la jubilación como ustedes lo entienden, sería más un retiro en mi lenguaje, pero esa voz no paraba y me hacía seguir."

Su padre, que estaba involucrado en la política de Albania, murió en 1919 a los 41 años cuando ella tenía tan solo ocho, luego de que había sido trasladado a un hospital por una sensación de malestar tras una comida (supuesto envenenamiento). Después de la misteriosa muerte de su papá, su madre la crió como católica, concurriendo usualmente a la Parroquia Jesuita del Sagrado Corazón y estudiando en la escuela estatal. Recibió su Primera Comunión a la edad de cinco años, y a los seis la Confirmación. Para los doce años, ya estaba convencida de que se dedicaría al cristianismo. De niña entró a la congregación de las Hijas de María, que tenía una filial en su parroquia. Ella se fue de su casa para unirse como misionera junto a las Hermanas Loreto, y jamás volvió a ver a su madre y a su hermana.

"La experiencia que me hizo decidirme a trabajar dedicada a los más pobres, fue un 10 de Septiembre del 1947, cuando caminando por las calles de Calcuta tropecé con el cuerpo de una mujer moribunda, la levanté, caminé hasta un hospital cercano y pedí una cama para ella; la mujer murió en esa cama, la primera, la única y la última cama que tuvo en su vida. Esta imagen me seguía y me preguntaba porque Dios permitía eso, en el silencio de la noche encontré la respuesta, Dios me dijo: claro que he hecho algo para solucionar esto, te he hecho a ti".

El 10 de septiembre de 1946, se sintió llamada por Dios, y por lo que más tarde definió como “la llamada de la llamada”. Después, hizo uno de sus retiros anuales. "Iba a dejar el convento y ayudar a los pobres, viviendo entre ellos". Era una orden. Si fracasa, se había de romper la fe, Teresa comenzó su labor entre los más necesitados en 1948, cuando adoptó la ciudadanía india y el Papa Pío XII, el 12 de abril de aquel año, la autorizó a salir del convento, entregándose por completo a los pobres. "Nuestra misión es cuidar de "los hambrientos, los desnudos, los sin hogar, los lisiados, los leprosos, toda esa gente que se siente indeseada, rechazada, sin cariño, para traerlos de vuelta a la sociedad, a esa sociedad para la que se han vuelto una carga y los evita." Su trabajo inicial fue enseñarles a leer a los niños en la calle. El 7 de octubre de 1950, recibió una autorización de la Santa Sede, para iniciar la congregación diocesana, que se convertiría en el Misioneras de la Caridad. Su misión era velar por "los hambrientos, los desnudos, los sin techo, los lisiados, los ciegos, los leprosos, cuidar de toda esa gente que se siente indeseada"

"Cuando alguien muere, podemos tener la certeza de que ha vuelto a su hogar, al lado de Dios. Ese también será nuestro lugar, al que tendremos que regresar un día... Todas las almas son valiosas a los ojos de Jesucristo, que pagó por su redención con su propia sangre... En el momento de la muerte, no se nos juzgará por la cantidad de trabajo que hayamos hecho, sino por el peso de amor que hayamos puesto en nuestro trabajo"

Visitó por primera vez el país en julio de 1979, antes de recibir el Premio Nobel de la Paz, y por segunda y última vez en septiembre de 1982. Sin embargo, en los dos casos, fue recibida por presidentes de facto. En una oportunidad aquí, dijo: "Nuestra única tarea es alimentar a quienes no tienen comida, vestir a quienes no tienen vestimenta y amar a los que necesitan ser amados. La humildad de Dios reside en que nos utiliza a ti y a mí para llevar a cabo Su gran obra. No debemos apartarnos de las tareas humildes porque son labores que nadie quiere hacer. Nada es demasiado insignificante. Somos tan pequeños, que miramos todo desde una óptica de pequeñez. Pero el Señor, siendo todopoderoso, ve hasta lo más pequeño como grande"

Analizando sus obras y logros, Juan Pablo II le preguntó en una ocasión de dónde encontraba la fuerza y la perseverancia para ponerse totalmente al servicio de los demás. Ella la encontró en la oración y en la contemplación religiosa de Jesucristo.

"La gente a menudo no es razonable, es ilógica y egoísta; perdónalos de todas formas. Si eres amable, la gente puede acusarte de egoísta o tener intenciones ocultas; sé amable de todas formas. Si tienes éxito, te ganarás algunos falsos amigos y algunos verdaderos enemigos; ten éxito de todas formas. Si eres honesto y franco, la gente puede engañarte; sé honesto y franco de todas formas. Lo que tú puedes estar años construyendo, alguien podría destruirlo en una noche; construye de todas formas. Si encuentras la serenidad y felicidad, la gente puede sentir celos de ti; se feliz de todas formas. El bien que haces hoy, la gente posiblemente lo olvidará mañana; haz el bien de todas formas. Da al mundo lo mejor que tengas, e incluso podría no ser suficiente; da al mundo lo mejor que tengas de todas formas. Sabes, en el análisis final, se trata de algo entre Dios y tú; nunca entre tú y la gente de todas formas"

"A veces sentimos que lo que hacemos es tan solo una gota en el mar, pero el mar sería menos si le faltara una gota"

El 13 de marzo de 1997 renunció a su cargo de guía de las Hermanas, tras 47 años al frente de ésta, por lo que fue reemplazada por SOR NIRMALA. Mantuvo una buena relación con LADY DI, quien le confesó su admiración el 18 de junio de 1997. Meses antes de su muerte se había vuelto a reencontrar con Juan Pablo II, y una semana antes de su deceso, viajó a Santo Tomás, Calcuta. El día 5 de septiembre de 1997 por la mañana, amaneció con un dolor de espalda agudo. Después de desayunar, ella hizo su trabajo diario, firmó cartas y contestó llamadas telefónicas. Después, teniendo un terrible dolor, se acercó a un portarretrato de Jesús y lo besó. Cuando una de sus compañeras ingresó a su habitación, la vio retorciéndose por el dolor que padecía. A las 08:10 las Hermanas la escucharon decir “No puedo respirar”, por lo que presumieron que podría ser otro ataque al corazón. Extrañamente, se cortó la luz. Con el regreso de ésta pocos instantes después, una de las misioneras trató de buscar las inyecciones y conectar el oxígeno a la máquina respiratoria, pero al sostenerle el respirador, volvió a cortarse la electricidad, por lo que se suspendió el funcionamiento de los aparatos. Rezando, la Madre Teresa seguía y respondía a la oración a pesar de su estado. Se le dio la Extremaunción, y el médico comenzó a suministrarle oxígeno. Tras suspirar dos veces, falleció a la edad de 87 años.

El domingo después de su funeral, Juan Pablo II alentó al mundo a continuar con su obra de bien y dijo: "La Madre Teresa alumbró una llama de amor, que sus hermanas y hermanos deben continuar alimentando ahora. El mundo tiene tanta necesidad de esta llama... aprendió a ver la cara de Dios en el rostro de todo ser humano. Es preciso que hombres y mujeres, en todas partes, continúen su obra. Los pobres están siempre con nosotros... Deben figurar en el centro de nuestras preocupaciones personales, de nuestra acción política, de nuestros votos religiosos" Seis años después de su muerte, en octubre de 2003, y coincidiendo con la celebración del 25º aniversario del pontificado de Juan Pablo II, la MADRE TERESA DE CALCUTA fue beatificada en una multitudinaria misa a la que acudieron fieles de todas partes del mundo. A finales de 2015, el Vaticano aprobó su canonización; el 4 de septiembre de 2016, ante más de cien mil fieles congregados en la plaza de San Pedro, el Papa Francisco ofició la ceremonia que elevaba a los altares a SANTA TERESA DE CALCUTA, cuya festividad se celebra el 5 de septiembre.

MADRE TERESA Y MARVEL JUNTOS

Durante la Segunda Mitad de la Década de Los ´80, MARVEL estaba sufriendo la peor crisis desde que fue fundada. Es por eso que para poder subsistir, STAN LEE decidió hacer biografías en forma de historietas, para promocionarse más allá del mundo del cómic y lograr un mayor púbico. La biografía que más éxito tuvo fue LA VIDA DEL PAPA JUAN PABLO II, la publicación llegó a los quioscos estadounidenses en enero de 1983, llevó la firma de STEVE GRANT (guionista) y del dibujante JOHN TARTAGLIONE, dos veteranos de la exitosa editorial. El entintador, por otra parte, fue nada menos que JOE SINNOT: dibujante de orientación católica, que publicó un cómic sobre JUAN XXIII.

Ahora sí, siguiendo el título de este segmento, nos preguntamos: ¿Cómo es que la MADRE TERESA y MARVEL editorial de cómics estadounidense creada en 1939, que entre sus personajes más conocidos se encuentran SPIDER-MAN, CAPITÁN AMÉRICA, IRON MAN, HULK, THOR, DEADPOOL, AVENGERS, WOLVERINE, DAREDEVIL, LOS X-MEN, LUKE CAGE, entre otros, pueden estar juntos?

Debido al éxito de LA VIDA DEL PAPA JUAN PABLO II, animó a MARVEL a seguir por el sendero de la fe, lanzando en 1984 otro publicación protagonizado por otra figura del catolicismo muy popular por entonces: nada menos que la MADRE TERESA DE CALCUTA, retratada por los lápices de JOHN TARTAGLIONE y con JIM SHOOTER, entonces supremo jefe creativo de la editorial, firmando como guionista. Aún es posible conseguir copias usadas de su historieta en tiendas virtuales como AMAZON.COM y así es descrita por un usuario:

"Aléjate de este comic si buscas acción y peleas sin palabras, página tras página. En cambio, encontrarás la historia de cómo una persona común se convierte en héroe con agallas, fe y compasión y cambia cada una de las vidas de quienes toca, por todos los medios, en verdaderos creyentes"